Arranca el Ciclo Escolar

Arranca el Ciclo Escolar

Hay muestras palpables de una educación efectiva

Leonarda Ávila ha impreso su sello personal en la escuela del Cantón San Antonio Nimá I en Samayac, Suchitepéquez. A través una gestión innovadora y eficiente, la directora ha establecido una organización escolar y un ambiente conducentes al aprendizaje. Ha tejido un auténtico espíritu de trabajo en equipo entre maestros, alumnos y padres de familia, que hace que la responsabilidad sea compartida y haya una comunicación constante y transparente.

Karla Melissa Portillo, del Colegio Monte María y Daniel Ajanel, del Centro Ri Tinamit Kuwalsaj Rib´ Fe y Alegría No. 11 de Zacualpa, Quiché, han acercado a niños y jóvenes a la matemática, a través de metodologías activas y colaborativas, donde aprenden mientras se divierten. En el Colegio Belga Guatemalteco, Byron Amílcar Castillo ha construido un portal didáctico de marimba guatemalteca, aprovechando el uso de la tecnología para valorar nuestra cultura y promover el aprendizaje de la música.

Los maestros unitarios también marcan el paso. El huerto escolar se ha convertido en un punto focal en la escuela de la Quebrada el Nacimiento Sarocja, en Cobán, Alta Verapaz. Su creador, Nelson Manuel Archila, promueve el emprendimiento, la seguridad alimentaria nutricional y el cuidado del medio ambiente. Con el apoyo de estudiantes líderes de cada grado, Sergio Otoniel Flores, de la escuela del Caserío Nueva Vida, en Morales, Izabal, logra que todos los niños trabajen bien y cultiven la pasión por el aprendizaje, instándolos a continuar sus estudios al concluir la primaria.  Juan Luis Xuruc, de la escuela del Paraje Pakisis, en la aldea Tzanixnam de Totonicapán, usa una metodología relacionada al contexto, comenzando cada jornada con una explicación común, en español y quiché, para luego organizar varios grupos y entregar diferentes materiales didácticos, de conformidad con el grado y capacidades de los alumnos.

El aprendizaje de la lectoescritura inicial es fundamental en la formación de las personas. María Celeste de León, maestra del Centro Educativo Pantaléon, y Edna Judith Sánchez, del Centro Educativo Ingenio La Unión, ambas de Santa Lucía Cotzumalguapa, utilizan metodologías lúdicas para desarrollar el pensamiento crítico y estimular la comprensión lectora. Miguel Angel Pérez estimula a sus estudiantes del Caserío La Pitas, Palencia, a escribir sus propios cuentos, los cuales se convierten en un valioso recurso de aprendizaje para todos en el salón de clases.

Dos profesores graduados de la Universidad del Valle de Guatemala-Altiplano completan esta lista.

Dos Reflejan los vientos de cambio que soplan desde lo que décadas atrás fuera la base militar de Sololá. Vilma Yulissa Queché logra que la ciencia sea un foco de atención en el Instituto Nacional de Educación Diversificada de Panajachel, donde hasta la cancha de basquetbol se convierte por momentos en un laboratorio móvil para la experimentación. Su hermano, Luis Alberto Queché, también da clases en dicho instituto en la cuenca del Lago de Atitlán, donde explora con sus estudiantes el potencial de la mecatrónica como herramienta pedagógica. Sus alumnos aplican conceptos teóricos de electrónica, matemática, tecnología y mecánica que aprenden en la clase, construyendo robots humanoides con materiales reciclados y de segunda mano.

Muchos profesores realizan una labor extraordinaria.  Los casos presentados arriba corresponden a los galardonados en noviembre como Maestros Cien Puntos 2019 por Empresarios por la Educación y otras organizaciones . Ellos son un claro referente y un modelo a seguir para otros educadores. Su vocación de servicio, ingenio, entusiasmo y desempeño evidencian que, pese a las limitaciones y a los desafíos de la profesión docente, es posible apostar a una educación pertinente y de calidad, donde los estudiantes son protagonistas de sus aprendizajes.

Te podría interesar: 

Buen Camino

¿Cuántos guatemaltecos somos?

Independencia Nacional

 

 


Last modified: 09/01/2020

Anterior

Katherinne Herrera y su aporte en la investigación de bacterias en el espacio

Es estudiante de la Licenciatura en Bioquímica y Microbiología, y para el futuro lo que desea es dedicarse...

Siguiente

Semetabaj demuestra qué es la arqueología comunitaria

En San Andrés Semetabaj, Sololá, se han descubierto interesantes joyas de la época precolombina. Aquí se...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *