Josefina Antillón Milla

Josefina Antillón Milla

“Cuando las personas que han sido significativas en nuestras vidas dejan de estar físicamente presentes, nos remontamos a nuestra historia compartida. Vienen a nuestros pensamientos y emociones imágenes de esos eventos, ejemplos, aprendizajes, recuerdos y añoranzas. Se mezclan el agradecimiento, la admiración y aun el pesar, como si fuera una amalgama en la que recordamos a esta persona excepcional en nuestras vidas”. (Maria del Pilar Grazioso)

Hace unos días recibimos la triste noticia del fallecimiento de la Licenciada Josefina Antillón Milla, conocida por muchos como “la Jose” o “Doña Jose”. Se trató de una extraordinaria mujer, que cultivó muchos cariños y amistades. Fue una respetada académica, con una larga y distinguida carrera profesional. Tuve la suerte de conocerla en la Universidad del Valle y haber sido su alumno. Estuvo vinculada a la UVG por tres décadas, en las que fue docente, Directora de Psicología y Decana de Ciencias Sociales. Fue viceministra de Educación y recibió la Orden Nacional Francisco Marroquín. Fue mentora de varias generaciones de profesionales, así como una apreciada colega de muchos. Previo a preparar esta columna, tuve la oportunidad de conversar con dos de ellos sobre sus recuerdos.

La Dra. María del Pilar Grazioso dijo que al decirle adiós a nuestra querida Licenciada Antillón simultáneamente decimos hola al recuerdo de tantos momentos en que recibimos su mirada amorosa y gentil, su palabra cálida y sabia, su consejo prudente y certero, su perspectiva visionaria y prudente, su apertura ante la innovación poco convencional, su profundo respeto a la diversidad, su gesto conciliador y armonioso. Resaltó que su mentoría nos animaba a las personas a salir de la zona de confort para intentar ese paso extra que nos acercaba a la meta, así como su inmensa confianza en nuestros talentos y habilidades. Recordó su dulzura y sentido del humor, su disponibilidad para atendernos siempre, su caminar firme y pausado, su claridad. Se trató de una educadora, orientadora, psicóloga, humanista, mentora y profesional ejemplar. “Una mujer pionera, que inició caminos, abrió brechas y generó espacios en la vida de tantos dejando huellas por las cuales le estamos inmensamente agradecidos”.

Por su parte, Maria Reinhardt, quien compartió con ella largo tiempo en la Universidad de San Carlos de Guatemala, comentó que el humanismo fue una de sus características sobresalientes, lo cual marcó profundamente su actividad profesional y las demás aristas de su vida. Mostró siempre gran solidaridad hacia los demás y valorar a todos con quienes tuvo contacto. Promovió siempre la conciliación. Estaba dispuesta al diálogo y a la acción para servir intereses superiores, intuía afinidades e impulsaba proyectos de largo plazo. La educación constituyó el núcleo de su vida profesional, en donde aportó su experiencia y conocimiento de la realidad del país. María resaltó que la amistad ocupó un gran espacio en su corazón. Recuerda las reuniones sociales, círculos literarios y de discusión de ideas que organizaba, en las que convergían nacionales y de otras nacionalidades, con distintos puntos de vista, lo que hacía de estas reuniones un auténtico lugar de encuentro. Comentó que pertenecía a una numerosa familia católica y muy unida. Fue una amiga fiel, hermana leal, tía cariñosa. Nunca dejaba a azar lo que concernía al bienestar y atención de sus seres queridos. María concluye que vive su legado y no podemos sino humildemente, tratar de imitar todo lo que aprendimos de ella. Descanse en paz Doña Jose y a su familia, a quien amaba profundamente, vaya nuestro cariño y esperanza..

Te puede interesar

Estrategias que funcionan

Día Internacional de la Niña

Aspire

Last modified: 22/11/2021

Anterior

100 Historias por Contar

Fundación Juan Bautista Gutiérrez realiza importante evento. Administradores de empresas. Ingenieros en...

Siguiente

Maestros 100 Puntos

Empresarios por la Educación reconoce labor de educadores. En la escuela de la Finca Capetillo, la maestra...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *